domingo, 17 de noviembre de 2013

GUERRA AL FRÍO



                                  Se dice que es un mito el que se pierda un tanto por ciento de calor por la cabeza, pero lo cierto es que, contra el frío no hay nada mejor que abrigarse bien. Y los gorros son un complemento que además de favorecer, nos protegen del tiempo gélido y del dolor de oídos.

                     A mí no me faltan en invierno. Si me canso de alguno, hago otro nuevo.




                                     
                       Estos tres gorros diferentes los he dispuesto según la ocasión:
El negro, para vestir. Pega con todo.
El del centro, para los días más ventosos y
El de colores, para todos los días.

                                    Es raro que haga punto porque no domino la técnica, sólo aprendí el punto bobo y el inglés: tres al derecho tres al revés,  tres al derecho tres al revés......... tres......... tres......... parece una canción monótona. No puse incapié en aprender más porque no me cundía y si no me cunde, me aburre, todo lo contrario al crochet y otras manualidades.
                                   
                        Si quereis ver la foto más grande pinchar en ella. Todavía no sé cómo aumentar su tamaño. Perdonar. 
                                         ¡¡¡¡Guerra al frío!!!!
                                                                  Hasta pronto.

17 comentarios:

  1. Hola Nita, que bonito es el del centro, yo casi nunca uso gorro pero a mis niños no les falta! Creo que es el momento de intentarlo. Un besito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A los míos siempre les he puesto gorrito, sobre todo la pequeña que tendía a dolerle los oídos. Otra cosa es que no quieran llevarlos Je, je.

      Eliminar
  2. Oye, pues para no dominar el punto esos gorros te han quedado muy chulos!!
    Di que sí, la cabeza bien abrigadita, que no se escapen las buenas ideas!!
    Un besote bonica

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso, que buena falta hace sobre todo en ésta época de crisis.
      Besos madrina.

      Eliminar
  3. Lista para el invierno...preciosos.
    Un abrazo y buen semana.

    ResponderEliminar
  4. Me gustan mucho los tres, no sabría con cuál quedarme.
    ¡Guerra al frío!
    Trampantojos
    de costura

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Son normalitos pero prácticos. Me hacen mucho papel porque vivo en el campo y he de tener más de uno.
      ¡¡Fuer frío!!
      Besotes Susi.

      Eliminar
  5. Muy bonitos! Y cuando te acostumbras a usarlos ya no podes salir sin ellos, son muy abrigaditos!!! Besitos...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes razón, yo los llevo casi todo el invierno. Me los voy cambiando obviamene, pero solo me los quito cuando la calefacción de leña sube la temperatura. Chao.

      Eliminar
  6. Aún me gusta más la función que cumplen. Je, je.
    Gracias por pasarte por aquí. Besos.

    ResponderEliminar
  7. Respuestas
    1. Gracias Irene, por lo visto me salté tu comentario. Hasta pronto.

      Eliminar
  8. Hola Nita. Me chifla el del medio. Para no dominar el punto te han quedado bien chulos.
    A mí también me cansan las labores cuando no me cunden... somos unas impacientes, ja,ja.

    Bss.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es verdad, somos impacientes. Pero con el ganchillo veo crecer la labor más rápido que el punto. Así que hace mucho tiempo que lo dejé arrinconado. Besos.

      Eliminar
  9. Me encanta el gorro de colorines! Yo no tengo ni idea de punto, así que aunque sea todo de punto derecho o de punto inglés, me parece una proeza!!

    Muchos besos!
    Ana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Ana, no sabrás punto, pero tienes muy buenas ideas también, sabes que soy seguidora tuya por tus creaciones. Hay tantas manualidades que no podemos dominarlas todas y nos centramos en aquellas que nos gustan más o se nos dan mejor. Gracias por visitarme. Daré una vuelta por tu blog. Besos.

      Eliminar