jueves, 11 de mayo de 2017

Bolso cochero



                               Hola amigas ¿Cómo estáis?
                              Yo ando un poco aturullada, dando  vuelta a la casa con la llegada del buen tiempo, por otro lado  terminando labores que quedaron arrinconadas y por  último la instalación en casa de  mi pequeña a punto de dar a luz mi nueva nieta.  Con eso ya tengo el cupo cubierto. No obstante  intento hacer  un pequeño paréntesis para asomarme a mi ventana y ver las vuestras que me relajan viendo todas esas estupendas labores que hacen aumente la gran lista de pendientes  para realizar.
                              De momento y siguiendo  con el tema “costura vaquera” quedó por terminar un bolso para mi yerno que pudiera llevar fijo en el coche, de ahí el encabezado de la entrada.                                                 Normalmente lleva una muda de ropa para cambiar en el trabajo y unas zapatillas, si llega el caso. Yo podía sustituirle la simple bolsa de plástico por algo más adecuado.
                              Viendo imágenes por nuestro Google descubrí  lo que necesitaba,  un bolso  zapatero. Lo malo es que no había tutorial. Así que con un poco de idea y con  tutoriales de alguna de vosotras  de neceseres me embarqué en ello.

                           Un bolso que pudiera llevar siempre en el maletero, con lo necesario en caso de urgencia, al tiempo de incluir otros efectos personales.
                               Está claro que debía ser de tela vaquera, ya que aguanta el roce mucho más que cualquier otra.
                    Dos buenas cremalleras y tela para el forro. Alguna puede que recuerde la tela de estrellitas. Sí, del experimento que realicé en path, aún tenía un buen retal.
                   No he hecho tutorial, pues la mayoría sabe del montaje mucho mejor que yo, pero sí os enseño algunos  pasos.
                                Me da envidieja ver cómo blogueras, en costura, cosen sin  fijar las telas, a penas con un par de alfileres. Yo he de hilvanar todo, porque si lo coso directamente me sale un churro.
                               El bolso consta de dos partes: la de arriba para ropa, neceser... y la de abajo para calzado. Pensé en poner, en ésta parte, forro plástico pero creo que se estropearía antes que la propia tela, así que es suficiente con que el calzado se coloque en su lugar pero dentro de cualquier otra bolsa normal (para no manchar, claro). 

                               Este es el interior de la parte de abajo que ha engullido a la de arriba. Es la misma tela, pero el cambio a la luz exterior, la hace distinta. Por otro lado lo de fotógrafa, dejo mucho que desear. Para postre, la cámara ya tiene también su tiempo. ¡Qué le vamos a hacer! Lo importante es que siga haciendo su cometido para que pueda subir los post.
                                El "techo" del zapatero, es la base del bolso (de arriba) ¿No? pues el problema  es que debía de poner algo rígido para que no se quedara todo como una pasa. Entonces ideé poner un plástico duro, tanto en la base del bolso (de arriba) como en la base del zapatero, abajo. Simple. Corté el plastico y le hice una funda para que a la hora de lavar se pudiera quitar y meter en la lavadora sin ningún problema.

                                Entonces un costado queda abierto, pero puesto en su lugar no se nota y a la hora de lavar queda muy cómodo.


                                Listo.  Reto conseguido. Y aunque no esté perfecto el fin para lo que se ha hecho viene de categoría. Y estoy la mar de contenta porque al destinatario le ha encantado y eso amigas ya sabemos que nos hace engordar el ego ¿Verdad? Je,je.
                                 
                            
                                               Muchas gracias por anticipado por vuestras visitas y comentarios. Besos.